Uno de los aspectos más difíciles de asimilar en la vida es la enfermedad, cuando hay una sintomatología desarrollándose en el organismo, desmejorando alguna de sus funciones, eventualmente desemboca en la manifestación de enfermedades y algunas de ellas se pueden volver crónicas; no son pocas las personas que pierden su vida en la lucha contra las enfermedades agudas.

Pero el caso que le tocó vivir a la doctora vietnamita Le Thi Thanh Thai es excepcional. Ella comenzó a desarrollar una enfermedad cardíaca a partir de los 13 años de edad y desde entonces quiso dedicar su vida a la medicina, y así poder ayudar a las personas con el mismo padecimiento.

El tiempo que dedicó a su formación como médica dio sus frutos y llegó a convertirse en jefa del departamento de cardiología en el Cho Ray Hospital, uno de las más reconocidos en Vietnam. Además también es fundadora de la Sociedad Vietnamita de Cardiología y miembro de la Sociedad Asia- Pacífico de Cardiología.

No obstante, con los años, su enfermedad cardíaca se volvió a manifestar y para entonces decidió recurrir a una cirugía, la cual no dio los resultados esperados y su estado de salud se agravó considerablemente, a tal punto de que solo tenía la esperanza de morir.

La especialista pasó momentos dolorosos pues además de sobrellevar su delicado estado de salud, tuvo que afrontar la repentina muerte de su esposo. Pero milagrosamente en medio de tanto sufrimiento y angustia encontró una segunda oportunidad de vivir que no venía precisamente de los tratamientos médicos.

Un día, Thu, consultora especializada en ciencias médicas y  amiga de Thanh Thai, le habló sobre una disciplina tradicional china de automejoramiento llamada Falun Dafa o Falun Gong, que le había erradicado sus problemas de salud.

A pesar de que Thu padeció una enfermedad neurológica y también una fuerte artritis reumatoidea que le afectaba la articulación de las rodillas, ella comenzó a estudiar el libro principal de la práctica Zhuan Falun, y a hacer el juego de ejercicios que componen la práctica y en sólo dos meses comenzó a experimentar increíbles cambios en su estado físico.

Luego de compartir con su amiga, Than Thai se animó a practicar y se llevó algunos materiales entre ellos libros, casetes y el principal libro de la disciplina, “Zhuan Falun”, que tan pronto comenzó a leerlo se dio cuenta de que ya antes lo había tenido en sus manos, hace doce años atrás cuando una colega, la Dra. Thoi Thu Tai se lo había enseñado.

Conforme se asimiló la práctica, la doctora vietnamita consiguió recuperar su vitalidad y fortaleza, y además vive mucho más alegre.

 

Falun Dafa (también conocida como Falun Gong) es una disciplina de la Escuela Buda basada en 3 principios universales: Verdad, Benevolencia y Tolerancia que elevan el estándar moral y además incluye 4 ejercicios y una meditación que se hacen en los parques libremente.

La disciplina se practica en más de 100 países. Para consultar el sitio de práctica más cercano a tu domicilio puedes hacer clic aquí: http://es.falundafa.org/falun-dafa-global-contacts.html

Para descargar gratuitamente el libro principal de la disciplina, puedes hacer clic aquí: Zhuan Falun

Share